La mayoría de los proveedores de sistemas operativos publican la información técnica suficiente para permitir que los programadores legítimos escriban aplicaciones que se puedan ejecutar en el sistema operativo. Sin embargo, esta misma documentación también puede ser usada por creadores de malware para desarrollar virus informáticos, gusanos y troyanos que ataquen los equipos que ejecutan el sistema operativo.

Documentación de los fabricantes

A principios del nuevo siglo, la mayoría de los fabricantes de teléfonos móviles no divulgaba este nivel de información técnica. Por esta razón, los desarrolladores de software no podían crear programas para los dispositivos; pero los hackers y cibercriminales tampoco podían desarrollar malware dirigido a los teléfonos de los fabricantes.

A medida que los dispositivos comenzaron a adoptar tecnologías como Java (y también gracias al desarrollo de los teléfonos inteligentes) se permitió a programadores legítimos acceder a la documentación detallada que resulta esencial para el desarrollo de aplicaciones móviles. Lamentablemente, esa documentación también ha sido aprovechada por creadores de malware para desarrollar ciberamenazas dirigidas a un dispositivo o sistema operativo específico.

Otros factores que ayudan al malware a prosperar

Para descubrir los otros factores que permiten que el malware prospere y sobreviva, haz clic en los siguientes enlaces:

Otros artículos y enlaces relacionados con malware