content/es-mx/images/repository/isc/2021/wep-vs-wpa-1.jpg

La seguridad inalámbrica es un aspecto crucial para permanecer seguro en línea. Conectarse a Internet a través de enlaces o redes inseguras es un riesgo de seguridad que podría dar lugar a la pérdida de datos, la filtración de credenciales de cuenta y la instalación de malware en tu red. El uso de las medidas adecuadas de seguridad de Wi-Fi es fundamental; sin embargo, al hacerlo, es importante comprender las diferencias entre los diferentes estándares de cifrado inalámbrico, incluidos WEP, WPA, WPA2 y WPA3.

El acceso Wi-Fi protegido (WPA, por sus siglas en inglés) es un estándar de seguridad para dispositivos informáticos con conexiones inalámbricas a Internet. Fue desarrollado por Wi-Fi Alliance para proporcionar mejores niveles de cifrado de datos y autenticación de usuario que la privacidad equivalente al cableado (WEP, por sus siglas en inglés), la cual era el estándar de seguridad Wi-Fi original. Desde finales de la década de 1990, los tipos de seguridad de Wi-Fi han pasado por múltiples evoluciones para mejorarlos.

¿Qué es WEP?

Dado que las redes inalámbricas transmiten datos a través de ondas de radio, los datos se pueden interceptar fácilmente, a menos que se implementen medidas de seguridad. La privacidad equivalente al cableado (WEP) fue el primer intento de protección inalámbrica, el cual fue introducido en 1997. El objetivo era agregar seguridad a las redes inalámbricas mediante el cifrado de datos. Si los datos inalámbricos fueran interceptados, los interceptores no podrían reconocerlos, ya que estaban encriptados. Sin embargo, los sistemas autorizados en la red podrían reconocer y descifrar los datos. Esto se debe a que los dispositivos en la red utilizan el mismo algoritmo de cifrado.

WEP cifra el tráfico con una clave hexadecimal de 64 o 128 bits. Esta es una clave estática, lo que significa que todo el tráfico se cifra con una única clave, sin importar el dispositivo. Una clave WEP permite que las computadoras en una red intercambien mensajes codificados mientras ocultan a los intrusos el contenido de los mensajes. Esta clave es la que se utiliza para conectarse a una red con seguridad inalámbrica habilitada.

Uno de los principales objetivos de WEP era prevenir ataques de intermediario, lo cual hizo durante un tiempo. Sin embargo, a pesar de las revisiones hechas al protocolo y el aumento del tamaño de la clave, con el tiempo se descubrieron varias fallas de seguridad en el estándar WEP. A medida que aumentó la potencia informática, los criminales pudieron explotar esos defectos con más facilidad. Debido a sus vulnerabilidades, Wi-Fi Alliance retiró WEP oficialmente en el año 2004. Hoy en día, la seguridad WEP se considera obsoleta, aunque todavía se utiliza a veces, ya sea porque los administradores de red no cambiaron la seguridad predeterminada en sus enrutadores inalámbricos o porque los dispositivos son demasiado antiguos como para admitir métodos de cifrado más nuevos como WPA.

¿Qué es WPA?

Posteriormente, surgió WPA o acceso Wi-Fi protegido. Este protocolo fue el reemplazo de Wi-Fi Alliance para WEP, el cual fue integrado en el 2003. Compartía similitudes con WEP, pero ofrecía mejoras en la forma en que manejaba las claves de seguridad y cómo se autoriza a los usuarios. Mientras que WEP proporciona la misma clave a cada sistema autorizado, WPA usa el protocolo de integridad de clave temporal (TKIP, por sus siglas en inglés), el cual cambia dinámicamente la clave que usan los sistemas. Esto evita que los intrusos creen su propia clave de cifrado para que coincida con la utilizada por la red protegida. El estándar de cifrado TKIP fue reemplazado posteriormente por el estándar de cifrado avanzado (AES, por sus siglas en inglés).

Además, WPA incluía comprobaciones de integridad de los mensajes para determinar si un atacante había capturado o alterado paquetes de datos. Las claves utilizadas por WPA eran de 256 bits, un aumento significativo por sobre las claves de 64 y 128 bits utilizadas en el sistema WEP. Sin embargo, a pesar de estas mejoras, se empezaron a explotar elementos de WPA, lo cual llevó a crear WPA2.

Es posible que a veces escuches el término “clave WPA” en relación con WPA. Una clave WPA es una contraseña que utilizas para conectarte a una red inalámbrica. Puedes obtener la contraseña WPA desde la persona que maneja la red. En algunos casos, es posible que haya una contraseña o frase de contraseña WPA predeterminada impresa en un enrutador inalámbrico. Si no puedes determinar la contraseña en tu enrutador, es posible que puedas restablecerla.

¿Qué es WPA2?

WPA2 se introdujo en el 2004 y era una versión mejorada de WPA. WPA2 se basa en el mecanismo de red de seguridad robusta (RSN, por sus siglas en inglés) y funciona en dos modos:

  • Modo personal o clave precompartida (WPA2-PSK): se basa en un código de acceso compartido y generalmente se usa en entornos domésticos.
  • Modo empresarial (WPA2-EAP): como sugiere el nombre, este modo es más adecuado para uso en empresas u organizaciones.

Ambos modos utilizan CCMP, que significa Protocolo de código de autenticación de mensajes de encadenamiento de bloques de cifrado en modo contador. El protocolo CCMP se basa en el algoritmo estándar de cifrado avanzado (AES), el cual proporciona una verificación de la autenticidad e integridad de los mensajes. CCMP es más resistente y confiable que el protocolo de integridad de clave temporal (TKIP) original de WPA, lo cual dificulta que los atacantes detecten patrones.

Sin embargo, WPA2 también tiene sus inconvenientes. Por ejemplo, es vulnerable a ataques de reinstalación de claves (KRACK, por sus siglas en inglés). Un ataque KRACK explota una debilidad en WPA2, lo que permite a los atacantes hacerse pasar por una red clonada y obligar a la víctima a conectarse a una red maliciosa. Esto permite al hacker descifrar una pequeña parte de los datos, la cual se puede agregar a otras para descifrar la clave de cifrado. Sin embargo, los dispositivos se pueden reparar y WPA2 todavía se considera más seguro que WEP o WPA.

¿Qué es WPA? Comprender cómo funciona la seguridad Wi-Fi puede ayudarte a garantizar que tu propia red doméstica esté adecuadamente protegida. La imagen muestra a un adolescente sentado en un sofá y examinando un enrutador Wi-Fi.

¿Qué es WPA3?

WPA3 es la tercera iteración del protocolo de acceso Wi-Fi protegido. Wi-Fi Alliance introdujo WPA3 en el año 2018. WPA3 integró nuevas funciones para uso personal y empresarial, que incluyen lo siguiente:

Cifrado de datos individualizado: al iniciar sesión en una red pública, WPA3 registra un nuevo dispositivo a través de un proceso distinto a una contraseña compartida. WPA3 utiliza un sistema de protocolo de aprovisionamiento de dispositivos Wi-Fi (DPP, por sus siglas en inglés) que permite a los usuarios usar etiquetas de comunicación de campo cercano (NFC, por sus siglas en inglés) o códigos QR para permitir dispositivos en la red. Además, la seguridad WPA3 utiliza el cifrado GCMP-256 en lugar del cifrado de 128 bits utilizado anteriormente.

Protocolo de autenticación simultánea de iguales: se utiliza para crear un protocolo de enlace seguro, en el cual un dispositivo de red se conectará a un punto de acceso inalámbrico y ambos dispositivos se comunicarán para verificar la autenticación y la conexión. Incluso si la contraseña de un usuario es débil, WPA3 proporciona un protocolo de enlace más seguro mediante Wi-Fi DPP.

Protección contra ataques de fuerza bruta más fuerte: WPA3 protege contra suposiciones aleatorias de contraseña fuera de línea permitiendo al usuario solo una oportunidad para adivinar, lo cual obliga al usuario a interactuar con el dispositivo Wi-Fi directamente; esto significa que tendría que estar físicamente presente cada vez que quiera adivinar la contraseña. WPA2 carece de cifrado integrado y privacidad en las redes públicas abiertas, lo cual hace que los ataques de fuerza bruta sean una amenaza significativa.

Los dispositivos WPA3 se volvieron ampliamente disponibles en el año 2019 y son retrocompatibles con dispositivos que utilizan el protocolo WPA2.

¿Qué tipo de seguridad es mi Wi-Fi?

Conocer el tipo de cifrado de tu Wi-Fi es importante para la seguridad de tu red. Los protocolos más antiguos son más vulnerables que los más nuevos y, por lo tanto, es más probable que sean víctimas de un intento de hackeo. Esto se debe a que los protocolos más antiguos se diseñaron antes de que se entendiera completamente cómo los hackers atacaban a los enrutadores. Los protocolos más recientes han solucionado estas vulnerabilidades y, por lo tanto, se considera que ofrecen la mejor seguridad Wi-Fi.

Cómo identificar tu tipo de seguridad Wi-Fi:

En Windows 10:

  • Busca el ícono de conexión Wi-Fi en la barra de tareas y haz clic en él
  • Luego, haz clic en Propiedades debajo de tu conexión Wi-Fi actual
  • Desplázate hacia abajo y busca los detalles de Wi-Fi en Propiedades
  • Debajo de eso, busca Tipo de seguridad, que muestra tu protocolo Wi-Fi

En macOS:

  • Mantén presionada la tecla Opción
  • Haz clic en el ícono de Wi-Fi en la barra de herramientas
  • Esto mostrará los detalles de tu red, incluido el tipo de seguridad Wi-Fi

En Android:

  • En tu teléfono Android, ve a Configuración
  • Abre la categoría Wi-Fi
  • Selecciona el enrutador al que estás conectado y ve sus detalles
  • Esto mostrará qué tipo de seguridad Wi-Fi es tu conexión
  • La ruta a esta pantalla puede variar dependiendo de tu dispositivo

En un iPhone:

Desafortunadamente, iOS no tiene forma de verificar la seguridad de tu Wi-Fi. Si deseas verificar la resistencia de seguridad de tu Wi-Fi, puedes utilizar una computadora o iniciar sesión en el enrutador a través del teléfono. Cada enrutador puede ser diferente, por lo que es posible que debas consultar la documentación que vino con el dispositivo. Alternativamente, si tu proveedor de servicios de Internet configuró el enrutador, puedes comunicarte con él para obtener ayuda. 

Comparación entre WEP y WPA: en conclusión

Si un enrutador no está protegido, los criminales podrían robar tu ancho de banda de Internet, realizar actividades ilegales a través de tu conexión, monitorear tu actividad en Internet e instalar un software malicioso en tu red. Por lo tanto, un aspecto importante para proteger tu enrutador es comprender las diferencias entre los protocolos de seguridad e implementar el más avanzado que tu enrutador pueda admitir (o actualizarlo si no es compatible con los estándares de seguridad de la generación actual). WEP ahora se considera obsoleto como estándar de cifrado de Wi-Fi y los usuarios deben intentar utilizar protocolos más recientes siempre que sea posible.

Otros pasos que puedes seguir para mejorar la seguridad del enrutador incluyen lo siguiente:

  1. Cambiar el nombre predeterminado de la red Wi-Fi de tu hogar.
  2. Cambiar el nombre de usuario y la contraseña de tu enrutador.
  3. Mantener actualizado el firmware.
  4. Desactivar el acceso remoto, Universal Plug and Play y Wi-Fi Protected Set-up.
  5. Utilizar una red de invitados si es posible.

Puedes leer nuestra guía completa para configurar una red doméstica segura aquí. Una de las mejores formas de permanecer seguro en línea es mediante el uso de una solución antivirus actualizada como Kaspersky Total Security. Este programa funciona de forma permanente para protegerte de hackers, virus y malware e incluye herramientas de privacidad para protegerte desde todos los ángulos.

Artículos relacionados:

WEP, WPA, WPA2 y WPA3: diferencias y explicación

La seguridad inalámbrica es esencial para permanecer seguro en línea. ¿Cuál es la diferencia entre WEP y WPA, WPA2 y WPA3? Tipos de seguridad Wi-Fi y la mejor seguridad Wi-Fi.
Kaspersky Logo