Versiones falsas de Apex Legends: el battle royale del malware

4 Mar 2019

En el último par de años, el género battle royale (el último jugador en pie) ha conquistado el corazón y espíritu de los gamers. A principios de febrero, a los famosos Fortnite y PUBG se les sumó otro gran éxito de la mano de Electronic Arts, Apex Legends (con 25 millones de descargas en la primera semana). Al igual que con los otros dos títulos, los jugadores siguen esperando con ansia el lanzamiento de la versión para celular de Apex Legends. En este sentido, EA se está tomando su tiempo; mientras, los ciberdelincuentes se regocijan ansiosos.

Ya hablamos de los riesgos a los que se enfrentan los fans de Fortnite para Android como consecuencia de la decisión de Epic Game de no publicar su versión móvil en Google Play. En cuanto a Apex Legends de EA, todavía no hay noticias de ningún tipo de aplicación para Android. Pero los fans más impacientes siguen buscándola y, ya sabes, la oferta sigue a la demanda.

Con tan solo buscar online “descargar apex legends android” o “apex legends descargar móvil”, encontrarás enlaces que te ofrecen archivos APK (el formato de paquete para aplicaciones Android) que supuestamente contienen un instalador del juego. El nombre del archivo también suele sonar convincente: ApexLegends.apk o apex.legendsmob.apk.

Página para descargar APK falsas de Apex Legends

Asimismo, hay vídeos en YouTube con las instrucciones para descargar e instalar el juego, que, como ya hemos comentado, no existe todavía. Evidentemente, en la descripción del vídeo se incluye un enlace de descarga.

Lo que no aparece en los resultados de búsqueda es la página web oficial del desarrollador. Todos los enlaces dirigen exclusivamente a fuentes de terceros, lo cual debería hacer sonar todas las alarmas.

Apex Legends se convierte en un troyano

Si sucumbes a la tentación e intentas instalar el “juego” que encontraste online o en un enlace de YouTube, dudamos que termines enfrentándote a tus amigos, sino a todas las toneladas de publicidad que recibirás, ya que lo más probable es que acabes descargando el troyano FakeFort.

Se trata del mismo troyano de publicidad que los cibercriminales endosaron a los usuarios bajo la apariencia de Fortnite para Android. Bajo un pretexto más o menos plausible como, por ejemplo, “la verificación del dispositivo”, el malware intenta descargar toda una serie de aplicaciones totalmente innecesarias y, a veces, peligrosas. La víctima también tendrá que realizar una “encuesta muy importante”, además de ver docenas de banners y anuncios comerciales.

Evidentemente, incluso después de todo este fastidio, la versión móvil prometida de Apex Legends nunca se inicia. Para dar credibilidad, el usuario incluso tiene que ver un video introductorio del juego, eso sí, justo después aparece la solicitud de instalación de aplicaciones adicionales y comienzan las encuestas.

No confíes en Internet

Nuestro principal consejo para los gamers que busquen este (o cualquier otro) juego es que se aseguren de que realmente existe. En la primera página de los resultados de búsqueda, encontrarás los enlaces a instaladores falsos, además de artículos recientes que afirman que la versión móvil de Apex Legends todavía no ha sido lanzada.

Si ya se anunció una aplicación, investiga la fecha de lanzamiento y espérate a que llegue. Y, aunque la versión oficial para Android ya se haya lanzado, recuerda seguir estas reglas básicas de seguridad:

  • Descarga las aplicaciones Android solo desde fuentes de confianza, principalmente Google Play. Si, por algún motivo, los desarrolladores deciden no publicar el juego allí (como es el caso de Fortnite), la página oficial será suficiente. La probabilidad de acabar infectado con malware utilizando fuentes oficiales se reduce.
  • Utiliza una solución de seguridad de confianza. Por ejemplo, la versión gratuita de Kaspersky Internet Security for Android te permite analizar las aplicaciones descargadas y atrapar a los intrusos. La versión de pago realiza esta comprobación de forma automática durante la descarga y te advierte de los posibles riesgos.