Por qué es una mala idea descargar juegos piratas

18 Feb 2019

Brandon quería jugar un juego, pero sin pagar y sabía perfectamente dónde descargarlo gratis (sin necesidad de enviar SMS ni registrarse). Internet está repleto de sitios con titulares como este: “Descarga juegos pirata gratis y sin virus”.

Evidentemente, los desarrolladores de videojuegos no son tontos y están armados con muchos métodos para luchar contra la piratería. Pero por cada desarrollador, hay un ciberdelincuente que consigue burlar la seguridad, subir un crack y compartirlo online para que los demás puedan jugar de forma gratuita.

En este caso, Brandon hasta conocía el nombre del crack que necesitaba para el juego, por lo que buscó directamente en Google los nombres del juego y del crack y el famoso buscador no lo decepcionó. Sin embargo, entre los numerosos resultados, Brandon no consiguió dar con un sitio que le resultara familiar y que ofreciera el juego pirateado y los cracks. Pero le dio igual, solo quería jugar.

Todos los sitios web que cuentan con foros de discusión (como Google Groups, Zendesk, Yahoo! Answers y demás) resultan útiles en casos como este, por lo que Google suele mostrarlos por encima en los resultados de búsqueda, ya que es probable que respondan a las preguntas del usuario. Evidentemente, ya alguien se había interesado por este crack antes de Brandon y un usuario muy atento le había ofrecido un enlace a un sitio pirata con el juego y el crack.

Brandon agradeció mentalmente al usuario y entró al sitio, donde se encontró con un enlace para descargar el juego y un crack para ello. Lo descargó todo e instaló el juego desde la imagen descargada, después, ejecutó el crack siguiendo las instrucciones.

El crack parecía funcionar, pero por algún motivo el juego seguía solicitando la activación. Casi sin aliento, Brandon se puso a buscar un nuevo crack para el juego. Mientras, un ransomware cifraba en secreto los archivos de su disco duro y se preparaba para enviar una solicitud de rescate.

Los virus cada vez más presente en los cracks

Infectarse con malware al utilizar productos pirateados no es nada nuevo. Aquellos que evitaron pagar software cuando la protección era más débil, recordarán cómo se agobiaba su antivirus en un troyano cuando intentaba ejecutar un crack.

Los ciberdelincuentes que se dedican a crackear juegos también tienen que vivir de algo, por lo que obtienen un extra transformando las computadoras de los usuarios en robots o en anfitriones de troyanos bancarios. La posibilidad de descargar un juego gratuito sin virus siempre ha sido muy baja, pero últimamente se ha disparado.

Según un artículo de Torrentfreak, los estafadores han lanzado una gran campaña para promocionar los sitios con malware.

El procedimiento es el siguiente. Los estafadores distribuyen activamente enlaces a sus sitios maliciosos a través de sitios públicos y conocidos como Google Groups, Facebook Events Calendar, Zendesk y muchos otros. Incluyen enlaces para descargar los que se anuncian como cracks o juegos pirateados y redactan guías prácticas.

Los enlaces dirigen a un sitio de almacenamiento de archivos, pero descargan un malware en vez del crack. Y los usuarios, acostumbrados a que sus antivirus identifiquen un troyano al instalar un juego, lo ignoran o incluso lo deshabilitan para descargar e instalar el archivo en paz.

Los “malos” utilizan Google para atacar a los “buenos”

Lo más interesante es que los estafadores, que se hacen pasar por desarrolladoras como Valve o Ubisoft, han comenzado a bombardear a Google con quejas en virtud de la DMCA (siglas en inglés de Ley de Derechos de Autor de la Era Digital) contra sitios respetables (relativamente hablando) que albergan juegos pirateados, es decir, los que no distribuyen malware.

Además, no se trata de quejas comunes sobre violaciones de derechos de autor; sino que se quejan de que estos sitios omiten la protección de los derechos digitales. La DMCA dedica todo un párrafo a tales reclamaciones y, a diferencia de las ordinarias, los sitios acusados no pueden impugnar esta decisión.

Siguiendo las reglas, Google elimina los sitios piratas “buenos” de sus resultados de búsqueda y, por tanto, los “malos” que distribuyen malware bajo la apariencia de cracks para juegos aparecen entre los primeros resultados de la búsqueda. De esta forma, será más probable que los usuarios los visiten y descarguen más virus.

Cómo evitar la infección

Debemos destacar un consejo frente a los demás:

  • No utilices software Compra los juegos y el software únicamente de tiendas oficiales. Si quieres ahorrar, espera a las rebajas, los descuentos pueden llegar al 90 %.

Pero algo me dice que no muchos seguirán este consejo, por tanto, aquí van unos cuantos para aquellos que no tienen pensado abandonar el software pirata:

  • Evita los sitios piratas que parezcan sospechosos. En un rastreador de Torrent con muchos moderadores, la probabilidad de infección es menor que en una página nueva que haya surgido hace unos seis meses.
  • Instala un antivirus de confianza y nunca (jamás) lo desactives, ya que nunca van a alertarte sobre malware sin motivo. Además, ninguna página pirata, aunque sea “buena”, puede garantizar que descargues un juego sin virus.

No necesitas gastar un dineral para tener una buena protección antivirus, nosotros te ofrecemos una buena opción y totalmente gratuita: Kaspersky Free. Y, sobre todo, no se te ocurra descargar un software antivirus pirata, podrías acabar descargando un troyano.